CARGANDO

Escriba para buscar

¿Nos equivocamos en todo?

¿Nos equivocamos en todo?

Bill Bonner
Compartir

Si lo que dice el discurso oficial es cierto, entonces es el fin para mí, me retiro.

Bueno, parece que estábamos equivocados en todo. En absolutamente todo.

La Reserva Federal. Donald J. Trump. El mercado de valores. La economía. Incluso sobre el clima.

Ayer, incluso, miramos el cielo y pronosticamos lluvia. En cambio, salió el sol.

Entonces, la Fed elevó las tasas.

Donald Trump fue proclamado un gran estadista.

Se informó que la economía estaba en auge.

Y el mercado de valores no se vino abajo.

Cambió Estados Unidos

“El problema que enfrentamos…” nos quejamos con un sobrino de Virginia que vino a visitarnos, “… y lo enfrentamos todos los días cuando leemos nuestro correo… no es que hayamos cambiado… sino que Estados Unidos ha cambiado”.

Nunca nos gustó que alguien nos dijera qué hacer. En casa o en el extranjero… estamos en contra de los entrometidos. Y las personas que quieren forzarte a seguir sus ideas son siempre las mismas personas cuyas ideas son idiotas.

Solíamos contar con conservadores pasados ​​de moda para que estén de acuerdo con nosotros.

Los demócratas siguen siendo unos amantes del estado gigante. Pero ahora, también lo son los republicanos.

Pero, ¿quién es el idiota?

De repente, nuestros queridos lectores apuntan con el dedo en nuestra dirección. Trump es un héroe, dicen; puede ganar el Premio Nobel de la Paz por sacar a Kim Jong-un del mal y ponerlo en el Chemin de la Croix, caminando pesadamente por las estaciones de la cruz como una virgen de 60 años.

A pesar de nuestras predicciones de tristeza, la economía parece estar en auge; ya tenemos “más que pleno empleo”. ¿Es mejor que esto? Y la Fed está “normalizando” su política monetaria.

Tal vez es hora de que nos retiremos. O reconsideraremos. O tomemos una copa

Regresar a la normalidad

Pero tomemos estas cosas una a la vez. Como mis lectores saben, hemos hecho una predicción audaz:

La Fed nunca volverá voluntariamente a las tasas de interés normales.

Nuestro razonamiento es este: la economía ahora depende del mercado de valores… y el mercado de valores ahora depende del dinero de la Reserva Federal. Quita ese dinero, y todo el castillo se derrumba.

Entonces, la Fed tendrá que reaccionar… como lo hizo en ’87… en 2001… y en 2008. Es decir, tendrá que volver a tasas de interés no normales nuevamente para tratar de solucionar el problema causado por las tasas anormales en primer lugar.

Recuerde, dijimos que la política de la Fed se puede entender mejor como una serie de errores.

En primer lugar, las tasas de interés se mantienen demasiado bajas durante demasiado tiempo, lo que lleva a una economía burbujeante. En segundo lugar, la Fed intenta dejar salir algo de aire… elevando las tasas… lo que desencadena un crash y una recesión. En tercer lugar, la Fed entra en pánico y vuelve a sus tasas ultrabajas.

Ahora estamos al comienzo del segundo de estos errores… que la Fed cree que puede salirse con la suya porque la economía es tan fuerte.

Reuters dice esto sobre el asunto:

La Reserva Federal está guiando una economía estadounidense tan cercana al ideal como podría haber soñado hace una década, cuando los días más oscuros de la recesión lo obligaron a tomar grandes riesgos para proteger a los trabajadores, los bancos y las economías de todo el mundo de una mayor devastación.

Las pesadillas que tanto persiguieron a los halcones y las palomas no se han cumplido, incluso cuando la Fed mantuvo las tasas de interés cerca de cero durante años y obtuvo unos USD 3,5 billones en bonos en un esfuerzo extraordinario por impulsar la recuperación. Los precios no aumentaron en respuesta al inmenso estímulo monetario, ni el mercado de trabajo se enfrió desde 2015 cuando la Fed comenzó a endurecer la política.

¿Y qué pasa si la Fed no está cometiendo ningún error? ¿Qué pasa si los genios realmente pueden guiar la economía? Reuters continúa:

La Fed merece un gran crédito por llevar la economía a aguas más tranquilas, apoyando lo que probablemente será la expansión más larga en la historia de los EE. UU. Mientras cumple con los objetivos de inflación y empleo”

Oh là là … sentimos que la Tierra tiembla bajo nuestros pies. Nuestra cabeza gira. Nuestras rodillas se tambalean.

¿Podríamos estar tan equivocados acerca de eso, también? ¿Podrían 12 mortales en la nómina cuasi federal, incluso con doctores, realmente hacer un mejor trabajo que millones de prestatarios y prestamistas con su propia piel en el juego?

Usando su “modelo dinámico estocástico”, ¿podrían los gobernadores de la Fed realmente encontrar la tasa de interés exacta que la economía necesita exactamente cuando la necesita?

Condenados al fracaso

Si es así, hemos terminado. Hemos terminado. Este no es un mundo que conocemos. Arriba es abajo. Abajo está arriba. El tiempo va hacia atrás. Y los tontos se reúnen con su dinero.

Si es así… nos retractaremos, con sinceridad, y nos deslizaremos de nuestro pequeño escenario como una gota de lluvia en un parabrisas.

¿Y qué hay del Sr. Trump? ¿Es realmente el genio instintivo que nuestros queridos lectores dicen que es? ¿Tiene algún don para hacer exactamente lo que el mundo necesita exactamente cuando lo necesita?

La economía estaba cayendo… y empujó a través de un recorte de impuestos de un billón de dólares. Ahora, se dice que el PIB está creciendo en más del 4% por año. Reuters nuevamente:

Pero por ahora, la Fed de Atlanta estima que la economía de Estados Unidos está rugiendo a una tasa de 4,6 por ciento, un nivel que solo alcanzó dos veces desde la recesión. Los economistas en general esperan que el crecimiento se mantenga por encima del 3 por ciento hasta fin de año, mientras que los responsables de la política de la Fed elevaron su pronóstico a un 2,8 por ciento el miércoles.

La península de Corea fue amenazada con una guerra nuclear, y el Sr. Trump trajo al niño gordo a la mesa de negociaciones.

Ahora, son tan amistosos como Julio César y Gnaeus Pompeyo. (El rumor malicioso es que el Sr. Kim le ofreció a su hija en matrimonio al hijo del Sr. Trump para cimentar su nueva amistad).

¿Y el mercado de valores? ¿Puede haber algún signo más claro? ¿Un arbusto ardiente? ¿Una cruz en el cielo?

Después de una caída en enero, el Dow ha recuperado gran parte de su pérdida. Ahora se encuentra solo alrededor de 1.000 puntos por debajo de su máximo histórico.

A la luz de tantas buenas noticias, ¡el desempleo está en un mínimo de 50 años! – ¿Podría el Dow despegar al alza, superar su máximo anterior… y retomar el camino alcista?

¿Podrían las tendencias principales, en política, asuntos mundiales, economía y finanzas, avanzar al alza?

Por supuesto, todo es posible.

Mientras hablábamos, el cielo se nubló. Una ligera lluvia comenzó a caer.

“Tío Bill”, dijo nuestro sobrino. “Alegráte. Algo va a salir mal”.

Tags:
Bill Bonner
Bill Bonner

Bill Bonner es el presidente de Agora Financial y Daily Reckoning, el newsletter de inversiones más popular de Estados Unidos. Un enfoque ácido y sin pelos en la lengua sobre economía y mercados globales, en exclusiva para Contraeconomía.

  • 1

Tal vez te puede interesar

To use your Bar, copy and paste the following code before the closing tag on your site or blog.