CARGANDO

Escriba para buscar

Somos emergentes otra vez

Somos emergentes otra vez

Matias Daghero
Compartir

Luego de casi una década en la que fuimos considerados un mercado de frontera, el pasado miércoles Argentina volvió a ser emergente. ¿En qué impacta en la Bolsa? ¿Y en la economía real?

Entre las terribles herencias que nos dejó el gobierno anterior (elevada inflación, déficit fiscal, cepo cambiario, recesión, atraso tarifario, destrucción de empleo privado, tamaño del Estado, y otros) y que el actual gobierno pudo en algunos casos solucionar (cepo cambiario y default) y en otros casos agravó (inflación, tamaño del Estado y déficit fiscal), hay un plano en el que sí podemos destacar la gestión actual de Cambiemos: la reinserción al mundo.

Más allá de que en Argentina se discute todo, hay pruebas contundentes de que aquellos países que se encuentran más abiertos al comercio internacional y al libre flujo de capitales han logrado mejor desarrollo y calidad de vida para sus trabajadores.

Y en nuestro caso, después de haber sido condenados al ostracismo internacional durante toda la década kirchnerista, de golpe estamos nuevamente con presencia importante en el G20, ascendiendo a la categoría de emergente y en tratativas para ingresar a la OCDE.

El acuerdo con el FMI muestra parte de los beneficios de estar de nuevo dentro del mundo.

Es que Argentina tiene un gran problema que es que gasta más de lo que le ingresa, de manera casi ininterrumpida durante los últimos 100 años (el único tiempo que tuvimos superávit fue cuando no pagábamos nuestra deuda). Las formas que tuvimos de financiar este déficit fueron básicamente 2: emitiendo pesos (generando inflación, como el gobierno anterior) o emitiendo deuda (corriendo el riesgo de no poder pagarla en algún momento y caer en default, como hace este gobierno).

Dentro de este contexto de financiar déficit con deuda, lo mejor que podemos hacer es pagar lo menos posible por ella y eso es lo que te posibilita el FMI: el prestamista de última instancia que te presta a menos de la mitad de tasa de interés de lo que lo hace el mercado.

Ahora más allá de esto, el país recibió un nuevo espaldarazo importante por parte de la comunidad internacional: el ascenso a emergentes. Pero antes de hablarte de esto me gustaría un breve análisis del tratamiento de esto en los medios.

Un periodismo que desinforma

En otros países se está dando una gran batalla contra lo que se denomina las “fake news” o noticias falsas. Es que hoy en día con las redes sociales es mucho más fácil hacer circular noticias que no tienen veracidad.

En esa línea y buscando anticiparse a todos, el diario Clarín publicó una nota días antes de que se conociera la noticia diciendo que no íbamos a ser ascendidos a “Emergentes”.

Esto podría quedar como un simple periodista buscando protagonismo, pero el problema aquí es que había mucho dinero en juego.

Este tipo de información en el mundo es un secreto bajo 4 llaves, es como el resultado de una empresa antes de que sea publicado en el mercado. Contar con ese dato antes de que sea publicado es uso de información privilegiada que te puede dar la posibilidad de hacer gran cantidad dinero con ella. Basta con ver el movimiento de la bolsa al día siguiente.

Lo malo de esto es que mucha gente creyó esa noticia y se desprendió de sus acciones, perdiendo gran cantidad de sus ahorros.

Si esto hubiera pasado en Estados Unidos, la SEC (el equivalente a la CNV de ese país) estaría abriéndole un sumario al periodista y al periódico por la información publicada y el daño ocasionado a tanta gente.

Para nosotros, la lección es clara: en el futuro, tené mucho cuidado con mover tus inversiones simplemente por lo que sale en un periódico.

¿Qué significa ser mercado emergente?

El índice MSCI Mercados Emergentes es una canasta de acciones de diferentes países que muchos fondos de inversión del mundo buscan replicar para sus clientes. Esto significa que, independientemente de si consideran bueno o malo a nuestro país, deben posicionarse en él para poder replicar el rendimiento del índice.

Y esto generará un fuerte flujo de inversiones desde el exterior para comprar acciones argentinas.

Si bien esto recién se hará efectivo en mayo de 2019, el mercado comenzó la celebración el mismo jueves, con acciones de empresas argentinas que llegaron a subir hasta 18% en ese sólo día.

Y este mayor flujo de inversiones del exterior también generará que más empresas busquen captar financiamiento a través de la bolsa.

¿Impacta en la economía real?

En los medios tradicionales también me tocó ver muchos comentarios incluso de reconocidos economistas diciendo que este ascenso a emergentes no impacta para nada en la economía real.

El analfabetismo financiero en nuestro país es tan grande… Con un mercado financiero tan chico como lo es el nuestro actualmente no es para menos, pero tenemos que empezar a trabajar para tener un mercado de capitales amplio y profundo. No hay país en el mundo que se haya desarrollado sin un mercado de capitales amplio y profundo.

Veámoslo de manera simple.

Si más empresas pueden conseguir financiamiento en la bolsa, esto baja el alto costo del fondeo. En todas partes escucharás de las altas tasas de Lebacs que enfrían la economía y que hacen que las empresas no puedan financiarse a tasas razonables. Si te dijera que en bolsa hay instrumentos como los cheques de pago diferido que pueden ser emitidos por las Pymes y bajar su costo financiero a la mitad respecto de lo que cuesta un descubierto bancario, ¿me creerías? Bueno, pues esto es real.

El que haya más dinero disponible (porque inversores extranjeros tienen que invertir para seguir el índice) genera un efecto derrame impresionante en la reducción del costo financiero.

Pensalo así. El gobierno, al conseguir el crédito del FMI tendrá menores necesidades de endeudamiento en el mercado doméstico. El que se corra el Estado, hará que una parte de la demanda de los inversores se traslade al sector privado de deuda.

Consecuencia: menor costo de financiamiento para las empresas.

Por otra parte, también al haber más dinero disponible, empresas que hoy sólo emitían deuda se empezarán a animar a emitir acciones (realizando lo que se conoce como IPO o oferta pública inicial). Esto hará que otras empresas que hasta hoy sólo se financiaban en el sistema bancario puedan hacerlo en el sistema financiero a tasas mucho menores.

Es que la competitividad no sólo es el valor de tipo de cambio. Bajar el costo de financiamiento también ayudará a nuestras empresas a ser más competitivas en el mundo.

¿Todavía hay tiempo para invertir?

Pero este camino de convertirnos en un país emergente recién comienza y aún queda mucho por realizar. Si querés tomar posición en las acciones que más se beneficiarán con este movimiento, nuestro Servicio de Recomendaciones Vacas Lecheras te brinda cuáles están siendo y serán las acciones con mayor potencial de crecimiento. Podés conocer más de Vacas Lecheras haciendo .

Tags:
Matias Daghero
Matias Daghero

Matías Daghero es Asesor Financiero Certificado por IAEF (Argentina) e IEAF (España), Especialista en Dirección de Finanzas (ICDA-UCC) y Contador Público (UCC).

  • 1

Tal vez te puede interesar