CARGANDO

Escriba para buscar

¿Burbuja tecnológica?

¿Burbuja tecnológica?

Kyong seob Cho
Compartir

Se cumplieron 10 años de la última gran crisis financiera y algunos analistas piensan que ahora existe una burbuja tecnológica. ¿Es esto cierto?

Durante el fin de semana muchos diarios trataron el tema de la burbuja financiera y de la enorme crisis que vivimos todos en carne propia hace 10 años.

Exactamente el 15 de septiembre del 2008 estábamos presenciando una caída histórica, había quebrado el enorme banco de inversiones Lehman Brothers (NYSE: LEH).

Lo que me llamó la atención fue ver que algunos comentaristas decían que podríamos llegar a vivir la misma o similar situación.

De acuerdo a estos comentarios, estamos en medio de una burbuja tecnológica que cuando explote nos colocará nuevamente en una situación como la que vivimos hace 10 años.

Antes  de pasar a refutar esta afirmación, dejame explicarte un poco más de qué se trata una burbuja.

La burbuja especulativa es un ciclo económico que se caracteriza por una fuerte suba de precios de los activos seguido de una caída profunda.

Esto sucede ya que existe una enorme euforia que lleva los precios de los activos a valores muy por encima de lo que realmente valen por su fundamento, generando un movimiento especulativo enorme.

Obviamente lleva el activo a precios irracionales, por eso en ese momento existen muy pocos compradores dispuestos adquirirlo a ese precio.

Por lo tanto termina explotando la burbuja dando inicio a una venta masiva llevando los precios muy bajos.

Esto fue exactamente lo que sucedió con la crisis subprime hace 10 años.

 

Deuda Subprime

En un principio todo el mundo parecía querer comprar estos activos, los famosos CDO, que fueron un bono basado en la deuda hipotecaria otorgada en ese periodo.

La característica principal que tenían estas deudas, es que eran de baja calidad (de allí su nombre subprime). Ya que se le otorgaron créditos a cientos de miles de personas muy por encima de la capacidad de repago que podían tener.

Sin embargo, dado que los primeros dos años de la deuda fueron de tasa fija a una tasa de interés muy baja, empezaron a vivir en una ilusión.

Todo el mundo pagaba su deuda sin ningún problema…

A los 2 años, la deuda paso a ser tasa variable, y justamente la FED subiendo las tasas de interés, no afectó tan positivamente.

Ya que ahora tenían que enfrentarse a grandes tasas de intereses, obviamente muy por encima de lo que podían afrontar.

Estos deudores subprime empezaron a dejar de pagar la deuda, por lo tanto los bancos tuvieron que salir a vender estos inmuebles para cubrir sus desequilibrios.

Esto generó una caída de los precios de los inmuebles, a tal punto que muchos deudores vieron que la deuda que tenía era mayor a lo que valía el inmueble que poseían por esa deuda.

Obviamente esto hizo que la tasa de morosos e impagos aumentara sustancialmente, hasta que los precios de estos bonos y los grandes bancos que tenían estos bonos fueran muy castigados.

Tan castigados que uno de los enormes bancos de inversiones que era uno de los principales tenedores de estos CDO fuera a la quiebra.

Hablo del caso de Lehman Brothers.

¿Qué pasó?

Por una enorme euforia de estos bonos CDO, por sus buenos rendimientos, muchos invirtieron de manera descontrolada en estos instrumentos.

Hicieron que el precio fuese muy por encima de lo que realmente valen.

Obviamente cuando ya no hubo compradores racionales para comprar en esos precios, tuvieron una caída abrupta.

Esto pasa cuando los inversores no llegan a ver el fundamento real detrás de cada instrumento, e invierten sin mucho conocimiento, o sesgado por la codicia.

Y algunos creen que estamos en presencia de una situación similar en la industria tecnológica. ¿Pero qué hay de cierto?

 

Fundamento tecnológico

Es verdad que existe una enorme euforia en el sector tecnológico, que está aumentando de manera impresionante el precio de los activos.

Pero solamente porque existe una euforia no quiere decir que existe una burbuja.

Este aumento de precios dentro del sector tecnológico viene acompañado de una mejora contundente de los fundamentos.

Solamente basta con tomar a las 2 empresas líderes en el sector tecnológico.

Me refiero a Apple que en un trimestre generó ganancias por 11.519 millones de dólares.

Y a Amazon hizo unas ganancias de 2.605 millones de dólares. Y esto representa más del triple de las ganancias que hizo el mismo trimestre del año pasado.

Además de esto, las enormes ventajas que estamos viviendo gracias a la tecnología lo vemos cada uno de nosotros.

La gran comodidad y los grandes cambios en nuestra vida es algo evidente a nuestros ojos.

Obviamente ante grandes cambios también existen grandes ganancias.

No estamos enfrente a una burbuja tecnológica.

Así que no te preocupes por esto e invertí en el futuro.

Atento a las grandes ganancias.

Saludos virtuales.

Kyong seob Cho

Para CONTRAECONOMÍA

Articulo anterior
To use your Bar, copy and paste the following code before the closing tag on your site or blog.