CARGANDO

Escriba para buscar

El efecto Beatles financiero

El efecto Beatles financiero

Ariel Walovnik
Compartir

“Los Beatles son la banda de rock más sobrevalorada de la historia…”

Esta frase, que casí me genera un infarto, fue hecha por un ex compañero de trabajo fanático de Pink Floyd. Su argumento era la simpleza de muchos de los temas que él conocía de los 4 grandes de Liverpool. Y digo los que él conocía, porque solía pensar que los Beatles eran solo la banda pop del principio.

Lo que le respondí a mi amigo, en medio de una interesante discusión, fue que entendía que no le gustase o no comprendiese el enorme cambio cultural que los primeros discos habían generado, pero que sin los Beatles, su banda preferida jamás hubiese existido.

Le hice escuchar varios discos completos, para que entendiese quienes fueron los que permitieron el desarrollo de la mejor época del rock.

Por suerte, luego de escuchar Revolver, Sgt. Pepper’s y The White Album, terminó de entender a lo que me refería.

Muchas veces se necesita de alguien que sea el que abra los caminos y los ilumine para los demás.

 

Algo similar pasa con el universo de las criptomonedas. Se necesita que un activo se encienda y sirva de punta de lanza para que luego “las buenas vibras” y la suba de precios se derrame hacia el resto de los activos de esa misma clase.

La principal criptomoneda del mundo es el bitcoin, eso lo sabemos todos. Incluso quienes nunca compraron una criptomoneda conocen a la moneda que inició todo este universo. Sin embargo, no son las únicas que existen.

El universo de las criptomonedas es realmente grande. Existe una gran cantidad de monedas que pueden comprarse y cada una de esas monedas tiene detrás un proyecto o una finalidad, desde facilitar transferencias hasta seguir el precio de algún activo (como el dólar o incluso el oro).

Todas estas criptomonedas que existen en el mercado, y no son el bitcoin, son conocidas como altcoins. Esta es una forma sencilla de separarlas de la moneda que mueve casi exclusivamente a todo este mercado. Es un hecho que lo que pase con la principal moneda será el termómetro para todo el resto de estos activos. Cuando el bitcoin tuvo semanas de caídas muy intensas, el resto de las criptomonedas la siguieron. Cuando el bitcoin se recuperó, las altcoins hicieron lo mismo.

En ambos casos, las altcoins se movieron de forma más intensa, aunque con cierto rezago. Tardan un tiempo en asimilar lo que pasa en el BTC para actuar luego en consecuencia.

Lo que se ve a las claras en el grafico anterior es como todas parecen acompañar al bitcoin. La variación del BTC, indicada por el área azul, le da lugar a reacción a todas las otras criptomonedas incluidas en el gráfico con diferentes líneas de colores.

Lo que podemos esperar en general de las altcoins es que empiecen a obtener rendimientos más fuertes ahora que la suba del bitcoin se ha estado confirmando.

Así, mientras el bitcoin tuvo un rendimiento superior al 120% en lo que va del año, las otras monedas mostradas en el grafico anterior han tenido subas más discretas. Y eso que son monedas muy usadas y conocidas.

Altcoins grandes y con peso propio como Ethereum también pueden ser una medida del mercado de criptomonedas y marcar el ritmo, aunque en menor intensidad. Esta moneda tiene una gran importancia y utilidad, ya que se utiliza para la creación de acuerdos de contratos inteligentes entre pares, siempre usando el modelo de blockchain, base en todo este universo.

Y a pesar de ser la segunda criptomoneda en importancia, esta tuvo una suba en el año de 89%. Un rendimiento espectacular, pero por debajo del bitcoin.

Otras de las monedas mencionadas en el grafico anterior (XRP y XLM), tuvieron una suba muchísimo más discreta y en torno al 15%. Incluso por debajo de los índices líderes de acciones.

Ambas monedas están muy relacionadas con la posibilidad de hacer transferencias de dinero de forma muy veloz, muy barata y muy segura. A través de estas monedas, se pueden hacer transferencias a cualquier lugar del mundo sin mayores tramites ni demoras.

Los modestos rendimientos que han tenido en el año sorprenden, dada la caída que han tenido en el pasado.

El gráfico no nos deja lugar a dudas: la caída de XRP fue muy fuerte, y su suba prácticamente inexistente.

Sin embargo, estuvo muy en línea con lo que pasó con todas las criptomonedas. El propio bitcoin tuvo caídas incluso más fuertes, pero ya empezó a recuperarse con claridad. Por lo tanto, uno podría inferir que estas monedas, que son muy importantes y conocidas en el mundo criptográfico, tienen un camino al alza para recorrer. Más aún si tenemos en cuenta que a medida que aumente el uso y la demanda de los activos criptográficos, aumentará la necesidad de hacer transferencias y, con ellas, la demanda de estas monedas. Este camino, que puede explicar el rezago en la suba de sus precios, puede dar una justificación para esperar un movimiento alcista.

 

¿Podemos esperar subas fuertes en el resto de las monedas?

A mi modo de ver, las altcoins están rezagadas en muchos casos con respecto a la suba del bitcoin.

Tienen mucho potencial a medida que terminamos de digerir y confirmar que el bitcoin ha dejado atrás su mercado bajista.

Cuando terminemos de comprender que los osos ya se han marchado y que los toros han vuelto a las criptomonedas, entonces el derrame será cada vez más claro y mayor para el resto de estos activos.

La mayor confianza, para los que somos inversores en criptomonedas, se esparcirá hacia los que no han invertido mucho en ellas y también hacia nuevos inversores. En el proceso se está dando algo magnifico y de lo que ya he hablado en varias oportunidades: los grandes inversores institucionales están ingresando a este mercado criptográfico. Todo esto redundará en un aumento de la demanda que ayudará a impulsar los precios de estos activos.

Esta es la razón de mi creencia en que los proyectos ligados a las criptomonedas se verán beneficiados en una segunda oleada de suba de los activos.

Pero hay que tener cuidado, no solo por el hecho de que son activos financieros con un alto grado de volatilidad y riesgo (solo vea cómo y cuánto han cambiado de precio en los últimos meses), sino también por la cantidad de criptomonedas que existen.

Como en todo mercado financiero, existen muchos activos en los que invertir. Muchos tienen un enorme potencial, mientras que otros simplemente no son buenos.
En las criptomonedas tenemos casos similares, pero con el riesgo de que existe mayor desconocimiento y mayor riesgo.

Es fundamental, por eso, no ir a comprar cualquier altcoin que aparezca. El potencial de rendimiento es enorme, pero si compramos monedas asociadas a proyectos liderados por la gente incorrecta o que simplemente no tendrán utilidad, entonces estamos jugando a la lotería.

Existen monedas conocidas y con buena utilidad como las mencionadas antes. Tanto XRP como XLM y ETH son monedas importantes y con probada calidad y utilidad.

Tambien hay otras, que están detrás de proyectos no tan conocidos pero que serán muy importantes dentro de este universo que revolucionará el mercado financiero. Hay que estar atento a ellos, prestar atención y buscar esas buenas oportunidades. Pero siempre teniendo cuidado de no arriesgarse de más y sabiendo en que se está invirtiendo.

Por eso creo que lo mejor es ir acercándonos a ellas y aprovechar esta nueva oleada. Si está interesado o tiene curiosidad, dejo un link acá para que pueda acceder a mayor información.

 

Saludos Cordiales.

Ariel Walovnik

To use your Bar, copy and paste the following code before the closing tag on your site or blog.